Como todos los ubetenses saben, los hermano de la cofradía con sede canónica en la iglesia de San Millán, están llevando a cabo un amplio programa de rehabilitación del templo.

Han actuado sobre el tejado de la torre, sobre la parte de atrás donde se encontraba la casa de la “santera” y ahora, tras la limpieza delpatio de atrás, se ha encontrado lo que en su momento podía ser una cripta.

Se encontraba en una de las ampliaciones que se hicieron para remozar la casa donde vivía la santera, concretamente ella dormía sobre lo que puede llamarse una cripta que algún adinerado de principios del siglo XX había construido para ser enterrado en ella.

Las obras continúan para asegurar el templo.