Esta intervención, que está previsto que se finalice en febrero, mejorará el estado de estas instalaciones y “permitirá relanzar la actividad comercial de esta localidad”, según José Castro

La Diputación Provincial y el Ayuntamiento de Bedmar y Garcíez han dado un paso adelante para acondicionar una de las instalaciones comerciales más importantes de la localidad: el mercado de abastos. El diputado de Infraestructuras Municipales, José Castro, y el alcalde de este municipio, Juan Francisco Serrano, han podido apreciar en qué estado se encuentran los trabajos que se están realizando para mejorar una infraestructura en la que se van a invertir más de 166.000 euros.

Esta intervención, que según Castro “se pretende terminar en febrero”, viene como consecuencia “del mal estado en que se encontraba el mercado de abastos antiguo”. En esta línea, el responsable de Infraestructuras de la Diputación explica que “lo que se está haciendo es una obra que posibilitará que haya unas perfectas instalaciones que cumplan todos los reglamentos y supongan una oportunidad para relanzar la actividad comercial en esta localidad”.

La actuación que se está ejecutando en este mercado de abastos se enmarca en el Plan Provincial de Cooperación de la Diputación correspondiente al año 2017 y afecta a una superficie de unos 500 metros cuadrados. Tras la terminación del proyecto se eliminarán los puestos preexistentes, se construirá un nuevo espacio que albergará los puestos de venta, se ejecutará otro cerramiento perimetral, se dotará al mercado de aseos, se renovarán la fontanería, el saneamiento, la electricidad y la iluminación de estas instalaciones y también los revestimientos en general. Por todo ello, José Castro considera que “se trata de una obra que sin duda está teniendo una buena acogida en el sector de los comerciantes locales”.