La Guardia Civil ha detenido a dos personas después de que hicieran caso omiso a un alto de los agentes en la A-4, a su paso por Bailén (Jaén), y se dieran a la fuga en un furgón en el que transportaban 300 kilos de hachís. Hachís intervenido por la Guardia Civil en un furgón que circulaba por la A-4. 

Los hechos ocurrieron a las 14,20 horas de este martes, en la citada autovía sentido Madrid, cuando miembros del Subsector de Tráfico detectaron un vehículo, tipo furgón, con síntomas de carga excesiva, según ha informado este miércoles el Instituto Armado. Al proceder a darle el alto, el conductor se dio a la fuga, haciendo caso omiso a las señales de los agentes, de modo que se estableció un dispositivo en el que participaron patrullas del Subsector de Tráfico y de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil. L

a furgoneta fue interceptada en la misma vía momentos después. Al efectuar registro del vehículo, fueron localizados diez bultos embalados que contenían 300 kilos de hachís. Una vez identificados el conductor y su acompañante, resultaron ser un hombre y una mujer de 48 y 35 años de edad, respectivamente, vecinos de Sevilla.

Han sido detenidos como presuntos autores de un delito contra la salud pública y otro de desobediencia a agente de la autoridad.