Tres agentes de la Policía Nacional heridos, ninguno de ellos de gravedad, y cinco detenidos es el saldo del altercado registrado en Jaén capital cuando una pareja de agentes pidió la identificación de un individuo por su presunta participación en un hurto cometido en un restaurante de una conocida cadena de comida rápida.

Los hechos, según informaron desde la Policía Nacional a Europa Press, se produjeron en la jornada del martes después de que un individuo protagonizara un hurto en un local restaurante y se diera a la fuga en un vehículo que fue localizado por los agentes en una vivienda situada frente a La Imora, en Jaén capital.

Los agentes pidieron la identificación del conductor del vehículo así como los papeles del turismo. Según la versión policial, el conductor se negó a darla por lo que comenzó una discusión con los agentes. Fue entonces cuando una segunda persona salió de la vivienda y comenzó a golpear con un casco a uno de los agentes.

Poco a poco fueron sumándose a la pelea otros miembros de la misma familia por lo que los agentes acabaron pidiendo refuerzos para repeler la agresión. Otro de los agentes resultó herido con un mordisco en el cuello y un tercer policía fue golpeado con un palo, además de recibir numerosas patadas.

La presencia de varias patrullas de Policía Nacional y Policía Local que acudieron a la petición de refuerzos se saldó con la detención de cinco personas, tres hermanos, el padre de estos y la mujer de uno de los hermanos.

A todos ellos, según las mismas fuentes, se les imputan delitos de atentado contra la autoridad. Los tres agentes precisaron asistencia médica y recibieron el correspondiente parte de lesiones.