El presidente de la Diputación participa junto al consejero de Agricultura en la inauguración de un curso sobre etiquetado de los aceites de oliva organizado por la UNIA en Bedmar

El presidente de la Diputación Provincial de Jaén, Francisco Reyes, ha participado esta mañana en la inauguración del curso “Etiquetado, marcas y denominaciones geográficas en el sector de los aceites de oliva: estrategias comerciales de la calidad diferenciada”, una acción formativa enmarcada en los cursos de verano de la Universidad Internacional de Andalucía (UNIA) que se celebrará a lo largo de esta semana en la sede del Consejo Regulador de la DO Sierra Mágina, ubicada en Bedmar.

En este acto, que ha contado también con la participación del consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta, Rodrigo Sánchez; y el rector de la UNIA, José Sánchez Maldonado, entre otras autoridades, el máximo responsable de la Administración provincial ha animado al sector oleícola a “seguir obteniendo el máximo valor añadido del aceite de oliva, y para ello es fundamental que el consumidor sepa lo que está comprando, que el precio que se paga responde a la calidad que se vende”. Al respecto, Reyes ha incidido en que es clave que “en la etiqueta quede totalmente demostrado qué se está consumiendo, de dónde viene el aceite, cuál es su trazabilidad y cuáles son las características que el consumidor ha adquirido”.

La cuestión del etiquetado forma parte, a juicio de Francisco Reyes, del “esfuerzo que ha hecho el sector del aceite de oliva en la provincia de Jaén, y con carácter general en Andalucía, por la calidad”, una mejora que “hay que poner en valor, y para ello es fundamental cuidar el etiquetado de las botellas que llegan a la mesa del consumidor día a día”. En este sentido, el presidente de la Diputación ha defendido que “la generación de un mayor valor añadido tiene que redundar en la creación de empleo en una provincia como la nuestra, que sin duda lo necesita”.

Por todo ello, ha concluido Reyes, “jornadas como esta que organiza la UNIA son fundamentales para hacer un llamamiento al sector, que tiene que seguir haciendo ese esfuerzo complementario en la etiqueta, el envasado, el marketing, a la hora de vender un aceite que ya ha hecho un gran esfuerzo por mejorar su calidad”.