Policía Local celebra junto a los escolares de la ciudad la Semana Mundial de la Seguridad Vial con charlas y circuitos de prácticas en los centros educativos

A punto de finalizar las obras que lleva a cabo el Ayuntamiento para la construcción de un Parque de Educación Vial en los terrenos anexos al Complejo de Piscinas al Aire Libre y que, en pocos días, permitirá contar en Úbeda con “un espacio permanente, durante todo el año, para que los más pequeños aprendan las normas básicas de circulación y sean hoy perfectos peatones y mañana futuros conductores”.

Desde el equipo de Gobierno, ha asegurado el alcalde de Úbeda, José Robles, “apostamos por promover iniciativas estables durante todo el año y de forma permanente”, por ello se construye un parque de educación vial que se pondrá a disposición de los centros escolares, asociaciones, empresas aseguradoras y de la DGT “para que durante todo el año puedan organizar jornadas de concienciación y aprendizaje”.

El Parque de Educación Vial cuenta con 2.100 metros cuadrados y está constituido por un circuito de mil metros cuadrados destinado a viales, reproducción de situaciones tráfico, y contiene todos aquellos elementos propios de las vías públicas con su correspondiente señalización. Podrá ser utilizado tanto por vehículos como por bicicletas, ciclomotores y pequeños karts.

En este circuito se estudiará la problemática que entraña el tráfico desde diversos puntos de vista. Que los escolares comprendan la importancia que una buena infraestructura (carreteras y medios de transporte) tiene en la sociedad actual, que conozcan y cuantifiquen cómo, dónde y quiénes sufren los accidentes para que, a partir de esos conocimientos, pueda influir en su medio social. Así como fomentar actitudes deportivas y de conciencia ciudadana.

El Parque, que se sitúa en el solar anexo a las piscinas y al Complejo Polideportivo Municipal ‘El Viejo’, junto al Cuartel de Guardia Civil, ha sido planificado e instalado según las directrices de la Dirección General de Tráfico y ha permitido, además, la reparación y adecuación de una antigua pista de baloncesto y el ajardinado de las isletas que conforman los viales, simulando zonas verdes públicas y espacios peatonales.

Semana Mundial de la Educación VialAsí lo ha anunciado hoy el alcalde, quien ha participado junto a Policía Local en el Colegio Juan Pasquau en las actividades de la Semana Mundial de la Seguridad Vial que los agentes llevan a cabo en distintos centros educativos de la ciudad. Desde la administración local, ha señalado, “debemos poner todos los medios para paliar en la medida de nuestras posibilidades la siniestralidad infantil en accidentes de tráfico”. De hecho, según la ONU, cada cuatro minutos fallece un niño en el mundo en siniestros de tráfico.

Por ello, enmarcado en esta semana mundial promovida por la ONU, los agentes de Policía Local desarrollan en los centros educativos con alumnos de Infantil jornadas de concienciación y educación vial, con la impartición de charlas y un circuito de prácticas en bicicleta para que, como ha explicado el jefe de Policía Local, Francisco David Ortíz,  “conozcan desde pequeños las normas básicas de circulación, a usar el casco cuando van en bicicleta, conocer los semáforos, los sentidos de la circulación o los pasos de peatones”. Todo ello para que “adquieran desde pequeños hábitos con los que enfrentarse de adultos a una conducción responsable”.

Una actividad en la que los escolares han realizado sus propuestas para mejorar el tráfico en la ciudad, han dado lectura a las Declaración de Los Niños para la Seguridad Vial y “se han convertido en los ayudantes de la Policía Local” a través de un carné personalizado que les habilita para “que puedan ayudar a los agentes y demostrar a sus padres que el cumplimiento de las normas de tráfico salva vidas”.