En la noche de ayer se presentó la última obra del doctor en Historia del Arte por la Universidad Autónoma de Madrid, catedrático de Historia del Arte en la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla y academia de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando en Madrid, pero sobre todo un ubetense con letras mayúsculas que regresa a su “patria” y que centra parte de la trama de su último trabajo en la ciudad de Úbeda.

Nos explica Moreno que las cuatro novelas que hasta ahora ha escrito, pues tiene publicados una quincena de libros en su mayoría ensayos, son de temática histórica, como aclara posteriormente “es un poco por deformación profesional” como buen Historiador del Arte. Por tanto sus novelas se fundamentan en hechos reales pero esos hechos son en un 90 % histórico. Esta novela según su autor no se asemeja en su nudo a la actualidad pues en la novela hay un choque de civilizaciones entre la europea y la precolombina, que hoy en día sería prácticamente imposible pues vivimos en un mundo globalizado, lo que si pone de manifiesto es que ciudades como Úbeda y Baeza han sido lugares de migración.

“Los hijos de la espuma del mar”, toma su nombre de mitos y leyendas de los antiguos peruanos, concretamente de Wirraccochan, era el dios creador. Cuenta la leyenda que Viracocha surgió de las aguas y más tarde creó el cielo y la tierra, por eso para mucho Viracocha significa espuma del mar, el cual tenían idealizado los indígenas y se parecía a los españoles que iban a Perú en busca de una vida mejor, por eso al principio eran tratados como dioses, porque Viracocha era para los indígenas un personaje alto, blanco, con barba, coincidiendo con el aspecto de entre otros Alonso de Molina, protagonista de la novela, que como buen ubetense repasa su vida y reflexiona acerca de ella ya desde su retiro en la ciudad de los cerros.

Los encargados de conducir el acto fueron María Teresa Ortiz y Alberto Román, que recomendaron la lectura de la novela pues engancha y tienes la necesidad de seguir leyendo para saber que les depara el futuro a su protagonista Alonso de Molina, que te mete en las aventuras que vive pero a la vez te hace reflexionar.