El presidente de la Administración provincial ha visitado el almacén en la capital jiennense de esta entidad “que es un magnífico instrumento para ayudar a los que lo están pasando mal”

La Diputación Provincial de Jaén sufragará de nuevo los gastos de alquiler y el mantenimiento de las instalaciones del Banco de Alimentos, tanto con las que cuenta en la ciudad de Jaén como de las que dispone en Linares. Así lo ha anunciado el presidente de la Administración provincial, Francisco Reyes, durante la visita que ha realizado junto al presidente de esta entidad, Francisco Luque, a las instalaciones en la capital jiennense del Banco de Alimentos.

“Diputación no puede permanecer al margen de una iniciativa como el Banco de Alimentos, ya que en momentos de dificultad como el que aún estamos viviendo hay mucha gente que lo está pasando mal y el Banco de Alimentos llega donde no somos capaces de llegar las administraciones, es un magnífico instrumento para ayudar a estas personas”, ha remarcado Francisco Reyes, que ha recordado que la Administración provincial aporta a través de un convenio con esta entidad un total de 30.000 euros para financiar el coste de sus instalaciones y facilitar así el trabajo de los voluntarios y la distribución de alimentos.

En concreto, esta cantidad permite al Banco de Alimentos sufragar la nave de 900 metros cuadrados que esta entidad destina a almacén y distribución de suministros en el polígono de Los Olivares de Jaén, así como el suministro de agua y luz de la misma, además de financiar también el alquiler y el suministro de agua y de luz de un almacén que ha puesto en marcha en el polígono de Los Jarales de Linares, desde el que se atiende a 16 entidades benéficas y más de 3.200 personas. El presidente del Banco de Alimentos ha subrayado la importancia de esta ayuda económica “para el mantenimiento de esta nave y, al mismo tiempo, la que hemos abierto en Linares, con el fin de acercar la distribución de los alimentos a otras zonas y evitar los gastos que suponen a muchas entidades el desplazarse hasta llegar a Jaén y como estamos haciendo esfuerzo en repartir alimentos de tipo perecedero, el tener una nave en Linares también nos permite distribuir este tipo de alimentos”.

Esta línea de cooperación se ha traducido en los últimos años en un apoyo económico de más de 182.000 euros por parte de la Diputación al Banco de Alimentos, con lo que ha facilitado a esta entidad las tareas de descarga, almacenamiento y distribución de más de 5,85 millones de kilos de alimentos a más de 40.000 personas de la provincia. Asimismo, mediante esta aportación económica se han financiado también distintas mejoras de las instalaciones y la adquisición de maquinaria para las tareas de carga y descarga de alimentos. “Mientras que la gente lo siga pasando mal, vamos a seguir colaborando con el Banco de Alimentos que tan magnífica labor está realizando en la provincia”, ha apostillado Francisco Reyes.