El cielo de Jaén se abre para acompañar a los miles de jóvenes concentrados en el recinto ferial para celebrar la nueva estación.

Después de varios días de fríos y lluvias, la meteorología ha dado una tregua este jueves a Jaén, donde se han concentrado miles de jóvenes para celebrar, ahora sí, la llegada de la primavera. El ‘macrobotellón’, por tanto, ha dado paso este año a una estación que ha llegado discretamente a una ciudad en la que cada año se dan cita al menos 10.000 almas.

El recinto ferial jiennense ha sido testigo de una juerga que desde el Ayuntamiento se mira ya con resignación, después de haber tratado de controlar en vano una tradición de la que el año pasado llegaron a detectarse hasta cuatro convocatorias diferentes. Los residuos y gastos derivados de este tipo de citas llevaron al Consistorio a autorizar un único ‘macrobotellón’, al igual que este año.

Fiesta Primavera Jaén

Fiesta Primavera Jaén

De hecho, el Gobierno municipal ha coordinado un dispositivo especial de seguridad en el que han intervenido Policía Local, Nacional y Autonómica, Guardia Civil de Tráfico, Protección Civil y Cruz Roja. No han faltado asociaciones que han tratado concienciar a los jóvenes del consumo responsable de alcohol. De hecho, el concejal de Juventud, Manuel Heras, ya hizo hace unos días un llamamiento a la responsabilidad.

Curiosamente, esta misma semana la Policía Nacional informaba de la detención a ocho personas que estaban preparando marihuana para venderla en las fiestas convocadas en la capital jiennense y el municipio de Linares. Se incautaron más de 1.600 plantas en una nave supuestamente en alquiler de un polígono industrial.

Según fuentes policiales, la investigación comenzó hace unas semanas a raíz de informaciones recibidas en la dirección electrónica antidroga@policia.es que hablaban de la existencia de una plantación de marihuana de gran tamaño en una nave de un polígono industrial de Jaén; se apuntaba a dos personas con antecedentes policiales como responsables.

Los agentes establecieron un dispositivo de vigilancia en torno a una calle con numerosas naves cerradas y finalmente localizaron a los dos sospechosos saliendo de una de ellas, supuestamente cerrada y “en alquiler”. Se procedió entonces a su identificación, detectando entonces un fuerte olor a marihuana procedente de la ropa que llevaban puesta.

Finalmente, y aunque trataron de darse a la fuga, fueron detenidos. Una vez dentro de la nave, los investigadores se encontraron con seis personas trabajando en dos plantaciones de marihuana, así como varios espacios, uno de ellos dedicado al secado y preparación de la sustancia estupefaciente.

En este lugar, los agentes intervinieron 1.616 plantas, extractores, filtros de extracción de aire, sistema de riego por goteo, máquinas de aire acondicionado, ventiladores, lámparas, productos de cultivo y crecimiento así como un  sofisticado sistema de alimentación de electricidad. La intervención policial ha sido realizada por el Grupo de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Jaén.