Torreperogil. Antonio Rosillo | Los jugadores de Torres hicieron el mejor partido de la temporada en un Abdón Martínez hasta la bandera, pero un penalti fallado a diez minutos del final por Virgilio, la expulsión de Bauti que debutaba y un gol del CD El Palo en el minuto 96 gestó la derrota local, invictos desde enero de 2017 en casa.

El CD El Palo se llevó los tres puntos ayer en un choque donde los jugadores del CD Torreperogil fueron superiores y así se vivió desde el pitido inicial. Un comienzo arrollador donde el equipo local dispuso de cuatro ocasiones claras para adelantarse en el marcador.

Después de una primera parte donde el asedio rojo no tuvo recompensa, comenzó un segundo tiempo más tibio en ataque y con los jugadores locales replegados en el centro del campo y la defensa, el Palo ya se acercaba por primera vez a la meta de Pozo, titular en el partido de ayer.

El árbitro en el minuto 49 amonestaba a David Alberto “Bauti”, en lo que sería una acción que encadenó una nueva tarjeta amarilla ocho minutos después, en una acción calcada pero no por ello exenta de polémica ya que el jugador torreño ganó el salto limpiamente, acción que el colegiado volvió a castigar con cartulina amarilla mandando al debutante al vestuario.

La decisión arbitral encendió a los aficionados del “Sporting” que veían como se quedaban con uno menos y el CD El Palo comenzaba a acercarse con peligro a la meta local. Todo un espejismo, en el minuto 80 el colegiado vio penalti en una jugada aislada en el área del CD El Palo muy protestada por los jugadores malagueños y que Virgilio mandó fuera, una nueva oportunidad para adelantarse que se escapaba.

Torres tras la expulsión de Bauti metió en el campo a David Navas y Ángel para dar fortaleza a la defensa y aprovechar los contragolpes, Sabaca sustituyó a un tocado Luis Jiménez que salió del campo entre aplausos y que recaía de su lesión.

En el minúto 89, un balón procedente de la banda terminó en el campo durante una jugada del equipo visitante, parando el colegiado el partido y expulsando a Antonio “Torres” al no poder determinar el colegiado la procedencia de ese balón que había interferido en una jugada visitante.

Con el partido terminado, el colegiado Cristobal Muñóz decidió sumar seis minutos de tiempo añadido, un tiempo extra que sirvió para que en el último suspiro del minuto 96, Jose Capitan mandase al fondo de la red local un rechace de Pozo en el área chica que le quedó en las botas para materializar la primera derrota del CD Torreperogil en casa desde enero de 2017.

Un resultado que no recompensa el esfuerzo y el trabajo de los jugadores torreños, a pesar de que si siguen jugando a este nivel pronto llegarán los buenos momentos.